Demasiadas palabras

Me aconsejaron dos o tres a la semana. Los especialistas indican que hacerlo con una frecuencia generosa tiene repercusiones positivas; por el contrario, la obligación impuesta termina generando desazón y desgana. En cualquier caso, cuando la cosa mengua, se recurre a eso de la calidad frente a la cantidad y, aunque no me atrevería a poner ningún distintivo de calidad a lo que hago, me propuse uno semanal pensando que no faltaría a la cita, pero a veces no hay manera.

Ver la entrada original 399 palabras más

Anuncios